Peirones

En su amplio término se conservan seis peirones:Virgen de Guialguerrero, Virgen de Jaraba, los Santos Mártires, san Antón, san Antonio de Padua y Peirón Nuevo.

Peirón de la Virgen de Guialguerrero

Su situación a unos 3 Km. de Cubel le hace pasar desapercibido para la mayoría de los visitantes, forma parte del binomio granja-ermita propia de las zonas de repoblación en el cual las granjas eran casas fuertes o pequeños castillos donde no faltaba la capilla.A la izquierda de la granja, junto a la balsa, se ve la enorme grada de seis escalones sobre la que apeaba el peirón, éste se encuentra formando parte de la granja en la esquina sureste, por donde se llega con el camino desde la carretera general.
Es un largo prisma de piedra con tres cuerpos diferentes, de ellos, destaca el edículo que posee cuerpo doble, situando la pequeña capilla en el último debajo del cimacio y su cruz de hierro.
No se conserva la imagen que si hay en el cercano templo. De todas las formas la grada da más sensación de haber pertenecido a un crucero que ser el apoyo de un peirón, empero hay que reconocer su belleza.

Peirón de la Virgen de Jaraba

Está ubicado en la partida de La Morona, término de Cubel, en el camino de Pardos y Abanto. Es un pilar restaurado recientemente y que demuestra, una vez más, el interés de esta localidad por el pequeño patrimonio artístico. La basa, cuadrada en forma de grada de amplio escalón de hormigón, apea el tronco prismático que en su parte superior, justo debajo de la cornisa del edículo, tiene puesta una placa con la leyenda «Dedicado a Ntra. Sra. Virgen de Jaraba, en el año 1953. Bautista Arana», que explica todo. El edículo, más ancho que el tronco, guarda dentro de la capillita la imagen de la Virgen, su cimacio piramidal se corona con una pequeña cruz de hierro.

Peirón de los Santos Mártires

Está anexo a la esquina de una nave agrícola en la localidad de Cubel, en el camino que lleva a Pardos y Abanto, su estado denota la atención que se le presta manteniéndolo limpio. Es un ancho prisma cuadrado con cuatro cuerpos bien marcados: grada de un escalón de planta cuadrada; basa cúbica; tronco liso, contiene en su parte superior el nombre de las advocaciones de cada una de las capillas del edículo; éste, abre sus tres lados libres con sendas hornacinas, dedicadas a San Antonio de Padua la de la derecha y a los santos mártires Fabián a la izquierda y Sebastián al frente.
Mantiene en lo alto del elegante cimacio una cruz de hierro como remate. En la cornisa está escrito el nombre M. Cebrián, familia que se hace cargo de su cuidado.

Peirón de San Antón

Está dedicado a San Antonio Abad y San Antonio de Padua. Es conocido como «pilar de La Muela», por su ubicación en el centro ajardinado de la plaza alta de la localidad de Cubel, conocida como de La Muela.
Rehecho en la remodelación de la plaza, ha quedado muy «bonito» pero lejos de su aspecto primitivo. Una simple basa soporta el tronco o pilar prismático de sección cuadrada, hecho a base de mampuesto irregular vistosamente rejuntado con mortero; el edículo es de ladrillo, formando una capilla de forma cúbica de mayor sección que el pilar, dentro de la hornacina de vano rectangular protegida con cristal se guardan las imágenes de los dos santos homónimos, su cimacio o cubierta es una pirámide escalonada de ladrillo que se remata con una minúscula cruz de hierro.

Peirón de San Antonio de Padua

Conocido también como el «peirón viejo», se halla situado en Cubel sobre el bancal que separa el camino de un campo de cereal, en el camino de la Vega que es el que llevaba a Calamocha. Una amplia basa cuadrada de piedra, en forma de grada, apea el tronco de cubos de piedra bien labrada, igual material que la cornisa de media caña que lo separa del edículo; éste, tiene capilla rectangular con cubierta curva rematada con una cruz con veleta, la imagen del San Antonio de Padua se conserva dentro de la capilla.

Peirón Nuevo

Pese a ser conocido en Cubel como el Peirón Nuevo» da la sensación de ser el más viejo. Se sitúa en el Km. 42,900 de la carretera a Calamocha, junto a ésta en una bifurcación de caminos. Es un pilar de piedra y cuatro cuerpos ligeramente diferenciables por su mal estado de conservación: pequeña grada cuadrada; basa cúbica; tronco esbelto y edículo muy arruinado y sin imagen.

Fuente: Xilocapedia

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *